López Obrador: avanzar o retroceder2020: La encrucijada de la 4T



Elmer Ancona. @elmerando. Hacer un recuento de lo que ha sido la Cuarta Transformación este 2109 podría no gustar a muchos, incluyendo a los 30 millones de electores que votaron por Andrés Manuel López Obrador.


Y no es para menos. Hablar de Crecimiento Cero en lo que fue su primer año de gobierno es para espantar a cualquiera; significa, en pocas palabras, tener el refrigerador vacío por carecer de poder adquisitivo. Sin crecimiento no hay inversión.


La Inversión Fija Bruta se desplomó 9.1 por ciento en términos anualizados entre julio de 2018 y julio de 2019, la peor caída en diez años; el empresariado mexicano desconfía de esta revolución disfrazada y, por lo tanto, no invierte su capital en México.


A los magnates no les gustan los gobiernos de izquierda y mucho menos la radicalización del régimen.


En materia de empleo ni qué decir; tan sólo en los primeros ocho meses de gobierno 72 mil 547 trabajadores perdieron el empleo en el gobierno federal, con un efecto dominó en la compra de productos y servicios. Su impacto en términos de seguridad pública es poco medible.


Algo que alarma a los analistas financieros ha sido la generación de empleo; en lo que va de 2019 se hizo la contratación de 360 mil 938 personas, esto es, 42.3 por ciento menos que de enero a julio de 2018. Significa que las empresas cerraron sus puertas por déficit.


En el terreno de la seguridad pública el panorama no ha sido nada halagüeño, ya que 2019 se convirtió, estadísticamente hablando, en el año más violento de los últimos 22, cuando comenzaron a registrarse más crímenes.


En los primeros seis meses del año se contabilizaron 17 mil 608 víctimas de homicidio y feminicidio, esto es, más de tres mil personas asesinadas violentamente por mes. Son cifras del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (Sesnsp).


Aunado a esto, se dispararon otros delitos como el secuestro, la extorsión, el robo en casa habitación y los robos con arma de fuego. El asalto al transporte carretero está por las nubes.


01.- Lo Que Viene:

Al hacer un balance de su primer año de gobierno, López Obrador pidió a los mexicanos un año más para demostrar que sí se podrá dar el tan anhelado cambio de régimen que prometió en campaña.

Pidió 365 días para acabar con este sistema viejo y corrupto que no termina de morir, cuando “lo nuevo no acaba de nacer”; significa que el cambio que pretende aún está en el vientre de su creador: el Movimiento de Regeneración Nacional (Morena).

Ante este incierto panorama, lo que se deja ver es que viene un año bastante complicado para la nueva clase gobernante que tiene poca idea de lo que representa el México moderno. Hagamos un desglose.


02.- La Credibilidad:

Aunque es cierto que López Obrador aún conserva la confianza de sus seguidores, las más recientes encuestas (v.gr. Noviembre / El Universal) apuntan que la aprobación ciudadana cayó a 58.7 por ciento, esto es, diez puntos menos que tres meses atrás.

Un mes antes del primer aniversario de su gestión, 22.9 por ciento de los mexicanos desaprobó su administración y 16 por ciento de la población ni aprobó ni reprobó al presidente. Los mil entrevistados calificaron su desempeño con un 6.99 sobre diez.

Y así como esta encuesta, otras van en el mismo sentido. Esto significa que el presidente de la República, hoy por hoy, sigue teniendo la confianza del “pueblo” (de los ciudadanos), pero éstos reclaman la forma como está gobernando. Lo obliga a dar un cambio de timón a su administración.


03.- La Oposición:

Mientras el creador y líder moral de Morena rendía su Primer Informe de Gobierno en el Zócalo capitalino, sus principales detractores marchaban por Reforma para pedirle, entre otras cosas, un replanteamiento de gobierno, recular y hasta renunciar a la Presidencia de la República.


Lo cierto es que, en esta última manifestación, a diferencia de otras, estuvo mucho más nutrida en términos numéricos (casi 100 mil personas), además de que los sectores de protesta se ampliaron (hubo más participación de los sectores sociales más golpeados en lo económico).


La masacre de la familia LeBarón y el fallido operativo de captura de “El Chapito” mermaron la credibilidad presidencial en su aparente combate a la inseguridad que sufre el país.


04.- Las Fuerzas Armadas:

No sólo la oligarquía económica del país (magnates, hombres de negocios, líderes empresariales) han expresado pública y sistemáticamente su inconformidad por la forma como se gobierna. Hay otro grupo de poder que también lo ha hecho: los militares.


En los medios de comunicación de circulación nacional e internacional, así como en Redes Sociales, se difundió ampliamente el mensaje de algunos generales en activo y retirados que le dijeron a su Comandante y Jefe Supremo no estar de acuerdo con la forma como se está conduciendo al país.


Por si fuese poco, le reclamaron el deshonsoso trato que se le ha dado a los integrantes del Ejército Mexicano en los operativos en los que ha participado para combatir a la delincuencia organizada. No sienten el respaldo presidencial.


05.- Factores de Peso:

El presidente de la República y sus aliados en el Legislativo están en serios problemas políticos, en una auténtica encrucijada que lo obligan, tanto a él como a su gabinete, a sus legisladores, a cambiar el rumbo político.


Los mexicanos no son como los venezolanos, bolivarianos, peruanos o cubanos; llevan en la sangre otro tipo de ADN que está enviando señales de alerta a su gobernante.

Además, el país vecino -Estados Unidos-, está ejerciendo de manera directa una presión tal (directa y escondida) que tarde o temprano terminará por someter a la llamada Cuarta Transformación.


Los gobiernos radicales no tienen ni tendrán cabida en la región norte de este Continente. Un año será tiempo suficiente para avanzar o retroceder. Esto dependerá de quien tenga el timón del barco llamado México.



Contacto C&E

Siguenos en redes

Copyright © C&E Campaigns & Elections México 2020

  • Facebook
  • Twitter Social Icon
  • YouTube Social  Icon
  • Instagram Social Icon

Suscríbete  C&E

Suscríbete por un año a la revista C&E Campaigns & Elections México por $300.00 MN. Y recibe la versión digital antes que nadie.  Y la versión impresa hasta tu hogar u oficina. 

(Oferta valida sólo para México, el resto de Iberoamérica recibirá sólo la versión digital)