LA MAGIA DE LA PERSUASIÓN

Pamela Jean Zetina

Editorial Aguilar

México 2019



C&E Staff.

Libro Nominado al Reed Latino 2019


EL MÉTODO DEL MAGO Y SUS TRUCOS (Fragmento)

En este capítulo encontrarás cinco pasos que conforman el método que te permitirá persuadir a quien quieras, siempre y cuando lo lleves a cabo en orden. Así como en la cocina el orden es importante y los tiempos de cada paso también (es muy sabido que sacar un pastel del horno antes de tiempo solamente hará que éste no se cocine ni se esponje como debería); pues aquí el orden y el timing son también fundamentales, ya que responden a los procesos fisiológicos, emocionales y mentales a través de los cuales la persona va conformando una opinión que, poco a poco, deriva en una decisión.


En pocas palabras, no saqué el método de un sombrero ni me lo saqué de la manga, no es porque aquí mis chicharrones truenan y es mi libro y hago con él lo que yo quiera; no no, para nada, mi estimado chato. Este método está pensado, estructurado y planteado así, como resultado de un proceso de mucho estudio, análisis y experimentación a través de mis víctimas... ehem, perdón, quise decir clientes, amigos, familiares, seguidores y, por supuesto, de mi propia necesidad por mejorar mis relaciones, la percepción que la gente tiene de mí y mi manera de pedir lo que necesito para conseguirlo. Ya te iré contando sobre mis retos, limitaciones y sobre cómo, con ayuda de este método, las he ido venciendo. Porque no soy monedita de oro, pero le he echado ganas pa no sacar el cobre tan seguido.

Mira, la cosa está así, si quieres influir en las decisiones de alguien:


· Primero necesitas cautivarlo para incitarlo a ponerte atención,

· Después requerirás comprenderlo para identificar sus necesidades y utilizarlas para generarle interés y motivarlo

· Posteriormente deberás conectar con esa persona para ganar credibilidad y transmitirle confianza, habiendo logrado generar un estado emocional y mental propicio para abrir sus canales de comunicación

· Entonces podrás disponerte a comunicar lo que necesitas de forma asertiva para

· Finalmente, convencerlo de lo que deseas.


Así que, por favorcito, por más curiosidad que te generen los demás pasos, esto no es Rayuela de Julio Cortázar, aquí vamos por orden y vamos pian pianito.

¡es por tu bien mijito!


Además, te voy a pedir que no leas más de un paso por día, porque lo interesante de cada herramienta y cada truco es que los integres a tu vida a través de la práctica. Al final de cada truco te dejaré un reto, como lo he hecho hasta ahora. ¡Llévalo a cabo! Perfecciónalo. Y cuando estés listo pasa al siguiente.


¡Ah! Y si de pronto un truco se te dificulta más que otro, no te me desesperes, chato, olvídate del “no puedo, esto no se me da”, porque yo jamás he visto a un niño en pleno uso de sus facultades que al intentar aprender a caminar, después de la tercera caída les diga a sus padres: “Híjole, pues qué creen, estimados progenitores, que lo mío, lo mío no es caminar, como que no se me da, mejor aquí la dejamos”. ¿O tú sí?


Así que antes de tan siquiera intentar claudicar, te das un buen jalón de orejas de mi parte (con enjundia) y sigues practicando hasta que no sólo lo logres, sino que lo domines y automatices. ¡Así como andar en bicicleta o aprender a manejar un coche estándar!

¿Listo?

¡Aquí vamos!